Una ambulancia que traslada a un niño de Bagua a Lima en su trayecto, tuvo que hacer una parada en la planta móvil de Trujillo. Para recargar sus balones de oxígeno, a consecuencia de la baja saturación del paciente quien necesita el oxígeno de manera permanente.

Por su lado, la técnica Luz Cespedes Correa, técnica de enfermería, quien está a cargo del traslado del menor refiere que; el niño esta siendo trasladado desde la zona rural llamada Huaracopampa de la provincia Bagua. Hasta el hospital Hipólito Unanue en Lima, donde ya fue aceptado en una cama UCI de pediatría.

Según lo indica, Céspedes, el niño empezó teniendo complicaciones de dengue, luego las secuelas de la covid-19. Pero la que lo hizo trasladarse inmediatamente es una apendicitis que se complicó en peritonitis produciéndole una sepsis generalizada (complicación de una infección).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.