Pese estar clausurado por 10 días más, es decir, hasta el próximo 10 de julio, algunos comerciantes desacataron dicha medida.

Esta desagradable sorpresa se la llevó la autoridad provincial en una visita relámpago al mercado la Hermelinda, quién mostró su preocupación al respecto.

«Ellos están trabajado de manera informal porque el mercado está cerrado y aparte no hay el control de la prueba, eso es lo que más nos preocupa»,señaló Daniel Marcelo, Alcalde Provincial de Trujillo.

Asimismo, la autoridad indicó que no reúne aún las condiciones para su reapertura, por lo que todo aún esta en construcción.

«El mercado aún no reúne las condiciones de señalización, y como habrán visto el mercado tiene aún bastantes construcciones de forma aislada», mencionó Marcelo.

Finalmente, el alcalde provincial aseguró que pedirá refuerzo policial para que cierren los puestos que se mantienen abiertos que significan aún un riesgo frente a la pandemia.

“Este espacio aún representa un foco infeccioso, por lo que tanto comerciantes y demandantes deben acatar la orden, para ello estamos pidiendo refuerzo policial”,finalizó el alcalde provincial.