Los casos de coronavirus continúan aumentando y con ellos la demanda del oxígeno. Por ello, la Municipalidad Provincial de Trujillo decidió adquirir balones para una mejor y mayor distribución del medicamento. Con esta acción pretenden seguir luchando contra la pandemia.

“En marzo, en plena emergencia, se aprobó un acuerdo destinando presupuesto para compras de bienes e insumos contra la pandemia. Pero tenemos conocimiento de que esos recursos se usaron para comprar asfalto y servicios que no tienen que ver con la salud”, declaró José Ruiz.

Además, se informó que el regidor Miguel Ramírez Paz ya ha solicitado 300 balones de oxígeno. Asimismo, se sabe que comisiones de concejales investigarán la compra de pruebas rápidas de descarte del covid-19 usadas en personal de la comuna. “La gestión anterior adquirió 3 mil pruebas rápidas. No está claro cómo fue distribuido, ni cuántas veces. La comisión de adquisiciones del COVID-19, conformado por cinco regidores, realizará las indagaciones del caso”, añadió Ruiz.