Especialistas en materia económica anuncian que norma afectaría los ingresos de los conductores o repartidores por aplicativos, los establecimientos que brindan el servicio y del cliente.

El Congreso ha fijado su mirada en los servicios de ‘deliveries’ por aplicativos debido a que los repartidores no se encuentran formalizados de acuerdo a las leyes laborales. Sin embargo, los expertos precisan que toda regulación podría afectar los bolsillos de miles de peruanos, desde el establecimiento, el conductor hasta el cliente que paga por el servicio.

La congresista Susel Paredes, de Somos Perú-Partido Morado, presentó un dictamen que busca que las plataformas digitales y sus colaboradores deberán celebrar un contrato de trabajo a plazo indeterminado con una remuneración fija. Esta deberá cumplir ciertos parámetros como kilometraje, precio base, entre otros, como la duración de la jornada laboral que en nuestro país es de 48 horas semanales.

“[Los delivery] trabajan más más de ocho horas diarias y necesitan una protección laboral, que aquí se cumplan con los elementos de la relación laboral, que son subordinación, prestación personal y pago”, señaló Paredes ante la comisión. Sin embargo, ha sido rechazado por su par de Avanza País, Adriana Tudela, puesto que dicha norma debe discutirse con los expertos. El pedido fue aprobado con cuatro votos a favor y dos en contra.

Formalidad o independencia laboral

El gerente de Asuntos Legales y Regulatorios de ComexPerú, Jaime Dupuy, precisa que el costo de operaciones de los aplicativos tendrán que reducir drásticamente al incorporar regulaciones que afecten al repartidor. Explicó a Noticias Trujillo que, en España, se aprobó una ley que establecía un vínculo laboral y tuvo como consecuencia que los repartidores independientes la rechazaran por la flexibilidad de trabajo y los ingresos netos diarios. Asimismo, por el aumento de precios, hecho que muchos clientes no podrían aceptar el pago del servicio de llevar el producto hasta su vivienda.

«Ha sucedido que una gran empresa de delivery se ha retirado y otras han variado sus modelos de negocio. Primero, han reducido sus operaciones considerablemente, es decir, han reducido el número de personas porque se hace mucho más costoso. Esto afecta también a los consumidores porque tienen menos posibilidades de ampliar la red de servicios de ‘deliveries’ en el país», dijo.

Otro de los problemas es que la comisión no tomó en cuenta la posición de la Sociedad Nacional de Industrial y de Ahora (gremio de restaurantes). «Casi la mayoría de estos locales, siendo Pymes, han visto en las plataformas un medio de subsistencia. Por confinamiento, muchos de los restaurantes han ido cerrando y otros han podido mantenerse por la ayuda de los ‘deliveries’. En un momento dado que las plataformas digitales no puedan existir o se reduzca la operación, tendrán que contratar a sus propios repartidores e ingresarlos a planillas y se hará más costosa su operación», dijo.

Impacto de los ‘deliveries’ en el país

Las ventas por delivery en las plataformas digitales de movilidad han tenido un significativo incremento durante el 2020. El reporte del Instituto Peruano de Economía (IPE), por encargo de ComexPerú, arrojó que se obtuvieron S/ 1,421 millones producto de las compras de productos a través los aplicativos, generando un aporte del 0.25% al Producto Bruto Interno (PBI).

De acuerdo con el reporte, esta tendencia se mantuvo en los primeros meses del 2021, principalmente tras el término de la segunda cuarentena por la pandemia COVID-19 ordenada por el Gobierno. Así, en abril de este año, a través de las plataformas digitales de movilidad y de delivery se generaron ventas por S/ 85 millones y S/ 43 millones, respectivamente.

No obstante, las ventas a través de las plataformas de movilidad aún se ubicaron por debajo de los niveles prepandemia. En febrero del 2020, las ventas mensuales que se realizaron mediante estas aplicaciones superaron los S/ 200 millones. Por el contrario, las ventas a través de las plataformas de delivery sí registraron un importante avance, ya que antes de la pandemia se ubicaban en torno a los S/ 20 millones.

Los servicios se incrementan

El número de servicios solicitados a través de las plataformas digitales de delivery llegaron a 2.6 millones en abril del 2021 en el Perú, casi el doble de los 1.4 millones de servicios alcanzados a inicios del 2020, antes de la pandemia del coronavirus.

La pandemia y las medidas de prevención impuestas redujeron considerablemente el uso de las plataformas digitales de movilidad. En el cuarto mes de este año, se solicitaron 5.6 millones de servicios de movilidad, un 60% menos en comparación con la cantidad de servicios solicitados en el periodo prepandemia (14.1 millones, febrero del 2020). En conjunto, ambas plataformas beneficiaron a 866,000 usuarios y a 58,000 socios conductores y repartidores. Además, se contó con la participación de 4.6 mil empresas aliadas durante la provisión de servicios de delivery.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.