Hasta el martes 12, la Gerencia Regional de Educación de La Libertad (GRELL) recibió aproximadamente 1200 solicitudes de padres de familia de toda la región, para el traslado de sus hijos de la institución educativa particular donde estudiaban, a un centro público.

El estado de emergencia ha causado el cierre de muchos negocios y con ello la paralización de las actividades productivas, por lo que muchos padres de familia perdieron sus empleos o tienen salarios reducidos, lo que los imposibilita de poder pagar las pensiones en los planteles privados.

“Hasta el 22 de mayo hay plazo para inscribirse en la página del Ministerio de Educación (Minedu) y ahí solicitar formalmente el cambio de institución educativa, el Minedu por su parte empezará a matricular a los escolares en los colegios que les corresponde a través del Sistema Informático de Gestión de Instituciones Educativas (SIGIE)”, explicó el titular de la GRELL, Oster Paredes Fernández.

En las solicitudes de cambio se debe ingresar los datos necesarios del alumno de manera que esto permita matricular al estudiante en determinada escuela.

Como se sabe la situación académica y la manera de impartir aprendizaje está cambiando por la pandemia, sin embargo, Oster Paredes consideró que no se puede hablar de año perdido.

 “Ni año perdido ni de aprendizaje deficiente, pues se está logrando aprendizajes utilizando estrategias virtuales, en casa”, acotó.