La Contraloría General de la República(CGR) identificó que la Municipalidad Distrital de La Esperanza, ubicada en la provincia de Trujillo, adquirió un lote de 90 sacos de arroz con insectos (gorgojos) y sin registro sanitario para el programa de familias y viviendas saludables “Ollas comunes”, que brinda alimentación a alrededor de 8000 personas de bajos recursos económicos.

El producto fue adquirido con dinero donado por la Oficina Económica y Cultural de Taipéi de la Embajada de Taiwán en el Perú, a favor de la Municipalidad Distrital de La Esperanza. El presupuesto también contemplaba la compra de lentejas y aceite.

Según el Informe de Orientación de Oficio n° 20413-2021-CG/SEDEN-SOO, en dos de los cinco locales del programa “Ollas comunes” visitadas, se constató presencia de insectos (gorgojos) en los sacos de arroz entregados por la Municipalidad Distrital de La Esperanza. Asimismo, en una carta sin número del 26 de octubre del 2021, enviada por el proveedor, se advierte que el producto que recibió el municipio de La Esperanza es un subproducto del arroz.
La normativa vigente establece que, si un alimento no inocuo pertenece a un lote o a una remesa de alimentos de la misma clase o descripción, se presume que todos los alimentos en ese lote son no inocuos, salvo que una evaluación detallada demuestre lo contrario. Por ello, se advierte que los 90 sacos distribuidos por la comuna de La Esperanza presentarían el mismo problema.

De otro lado, al verificar los sacos de lenteja se constató que el producto carecía de todo tipo de información como nombre del producto, productor, permiso fitosanitario de importación, fecha de vencimiento, marca, etc. Todo ello fue constatado con presencia del gerente de Desarrollo Social y Promoción de la Familia de la Municipalidad Distrital de La Esperanza.

Este informe de Orientación de Oficio se ha notificado al titular de la Municipalidad Distrital de La Esperanza, a fin de que se tomen las acciones correspondientes, en el marco de sus competencias y obligaciones para asegurar la continuidad del proceso, las mismas que deberán ser comunicadas a la Contraloría General de la República.