El Ministerio de Relaciones Exteriores se pronunció ante derrame de petróleo ocurrido el sábado en terminal multiboyas N° 2, de la refinería La Pampilla S.A.A., de la multinacional Repsol YPF S.A. Del que la entidad califica de peor desastre ecológico.

«El derrame de petróleo de Repsol en Ventanilla, es el peor desastre ecológico ocurrido en Lima en los últimos tiempos, y ha ocasionado un grave perjuicio a cientos de familias de pescadores. Repsol debe resarcir este daño de manera inmediata», publicó a través de la cuenta oficial de twitter.

Asimismo, sobre la flora y fauna que ha sido realmente afectada, dijo lo siguiente:

«Esta terrible situación ha puesto en peligro la flora y fauna en dos áreas naturales protegidas a más de 18 mil kilómetros cuadrados como la Reserva Nacional del Sistema de Islas, Islotes y Puntas Guaneras, Islotes de Pescadores y la Zona Reservada Ancón».

Pronunciamiento de la empresa

La gerenta de comunicaciones de Repsol, Tine Van Den Wall Bake, negó que la empresa sea la principal responsable del derrame de petróleo; ella refiere que el sábado realizaban las labores de carga y tras la erupción del volcán Tonga se comunicaron a la Marina de Guerra para confirmar que no haya alerta de tsunami.

“Nosotros hacemos la consulta a la Unidad de la Marina de Tráfico Marítimo para ver si había alerta y nos confirma que no había para el litoral y que podemos proseguir con la carga”, expresó para RPP

Asimismo, indicó que por la tarde se dio el oleaje anómalo el cual rompe los cabos y empuja al buque. “Ahí se paraliza la descarga y se aplica el plan de contingencia. Se llaman a los buzos a sacar barriles y se avisa a la OEFA y Osinergmin a la medianoche sobre lo ocurrido”, dijo.

Sobre el aviso, asegura que “La Capitanía sabía. Hemos hablado con ellos inmediatamente y de hecho intentamos entrar esa misma noche a la playa para limpiarla, pero estaba bloqueada”, apuntó.

Pronunciación de otras autoridades

Por su parte, el ministro del Ambiente, Rubén Ramírez, informó que se calcula que se han derramado 6 000 barriles de crudo en el mar de la capital. Esto equivale a casi 1 millón de botellas de gaseosa llenas de petróleo.

Por otro lado, el alcalde de Ventanilla, Pedro Spadaro, dijo que hay cuatro kilómetros de litoral afectados y que la empresa solo envió a 15 trabajadores con palas y recogedores. Esta autoridad pidió que se declare la emergencia ambiental y acusó a la empresa de haber omitido información y haber generado demoras para iniciar las labores de limpieza.

Zonas que compromete el derrame

El Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Sernanp) también reportó el martes que el derrame de crudo ha “comprometido” la Zona Reservada de Ancón y parte de la reserva nacional Sistema de Islas, Islotes y Puntas Guaneras, zona de refugio de aves marinas que producen guano, un abono natural cuya demanda creció en 2021 ante el incremento del precio de los fertilizantes importados.

Especies marítimas afectadas

“En mayor cantidad hemos encontrado las aves guanay, piquero, pingüino, zarcillo y el mamífero nutria”, informó Pilar Ayala Rojas, especialista de la Administración Forestal y de Fauna Silvestre de Lima que trabajó en el rescate en el litoral, al medio El País.

Los animales que rescataron estaban,“totalmente embarrados en petróleo en el pico, el plumaje y las patas: por lo que no podían moverse y las especies que encontraron muertas tenían, “restos de petróleo en la zona de las cloacas o los picos, posiblemente hayan ingerido material contaminado y han muerto por ello”, finalizó Ayala.

Trabajos en la zona contaminada

Ayer por la tarde, la refinería de La Pampilla informó de que ha instalado en el mar “1.500 metros de barreras de contención que cubren todas las zonas afectadas” y que personal en seis lanchas ha estado recuperando el crudo.