La Municipalidad de Paracas clausuró este martes de manera temporal la Planta de Fraccionamiento de Líquidos de Gas Natural (LGN) de Pisco, operado por la compañía Pluspetrol Pluspetrol Corporation.

La clausura se realizó debido a que la planta venía operando con una licencia de funcionamiento que no incluía un nuevo espacio para la operación que realizaban en el manejo de hidrocarburos.

La Subgerencia de Fiscalización del municipio de Paracas, llegó al lugar para entregar las respectivas notificaciones a la empresa, por lo que ninguna unidad podrá ingresar hasta que Pluspetrol pueda realizar, dentro de 5 días, los descargos correspondientes frente a la notificación impuesta por la municipalidad.


La empresa Pluspetrol hace algunos unos años, realizó la expansión del territorio donde venían trabajando y a la actualidad estaban operando bajo esa licencia de funcionamiento, más no contemplaba la nueva expansión de terreno, además de encontrarse irregularidades dentro de la empresa.

Vía: Gestión