El grave riesgo de extorsión o robo de datos personales podría dar lugar a la compra de chips prepago en vía pública a vendedores ambulantes, ya que este procedimiento no garantiza la protección de la información facilitada por los usuarios, tal y como advierte la Superintendencia de Inversiones Privada en Telecomunicaciones. (OSIPTEL)

Además, dado que existe el riesgo de que el cliente no vuelva a encontrar al vendedor en el momento de la compra, esto socavará la atención del público a las quejas o solicitudes de servicios.

De igual forma, afectará a los derechos de todos los usuarios a comprender en su totalidad el contenido de los servicios que emplean.

Finalmente, la empresa recomendó emitir y comprar líneas de prepago a través de la sede oficial de los distribuidores autorizados de los operadores, ya que esto permite ubicar e identificar al vendedor.

Por NTrujillo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.