Es falso que Sedalib esté en quiebra pese al alto precio de venta del agua

Sin embargo, especialista advierte que si sincerara el precio de venta, otro sería el escenario para la empresa prestadora del servicio. 

En una entrevista televisiva, el candidato a la alcaldía provincial de Trujillo por Perú Libre, Rogger Abel Taboada Rodríguez, hizo una afirmación sobre los estados financieros y costo de compra y venta del agua por parte de la empresa Sedalib. Taboada indicó exactamente “Cómo es posible que Sedalib compre el agua a Chavimochic a S/ 0.26 el m3 y lo venda a S/ 6.00 el m3 y esté en rojo. Lo compra a precio de pan, lo vende a precio de panetón y está en quiebra. ¿Por qué? Por la corrupción”. Con esta afirmación también concuerda el candidato al Gobierno Regional de La Libertad, Mariano Yupanqui Miñano, que lo ha hecho parte de un spot. 

Para entrar en contexto, el Servicio de Agua Potable y Alcantarillado de La Libertad (Sedalib) es una empresa pública que brinda los servicios que en su nombre indica a Trujillo y distritos, excepto a Simbal, Poroto y Laredo, contando con aproximadamente 212 000 usuarios; así como a algunos distritos de las provincias de Ascope y Chepén. Esta tiene como principales accionistas a la Municipalidad Provincial de Trujillo, la Municipalidad Provincial de Chepén y la Municipalidad Provincial de Ascope, representados por sus alcaldes.

Esta junta de accionistas, el Gobierno Regional de La Libertad y las instituciones de la Sociedad Civil presentan una terna de posibles candidatos para el directorio y finalmente son tres los elegidos por el Ministerio de Vivienda, por un periodo de tres años, según el decreto legislativo 1280, aprobado con decreto supremo N.° 008-2020-VIVIENDA.

Mientras que al presidente del directorio lo designa solamente el Gobierno Regional de La Libertad (GRLL), sin embargo; el último viernes 09 de septiembre, el Dr. Héctor Adrián Chávarry Rojas fue elegido por el directorio como el nuevo presidente, reemplazando al director Eduardo Vilca Tantapoma, quien continúa, solo como directivo.

El agua en Trujillo

El abastecimiento de agua para Trujillo comprende en un 59 % de la Planta de Tratamiento de Agua Potable de Trujillo (PTAP), ubicada en Alto Salaverry, derivada del río Santa y es administrado por Chavimochic; y el otro 41 % proviene de los 55 pozos tubulares (estructuras hidráulicas que permiten la captación de agua subterránea) con los que cuenta Sedalib.

Suscríbete y recibe nuestro boletín de noticias

* indicates required

Desde el 2010 hasta el 2017, Chavimochic no había incrementado el precio de venta de agua a Sedalib, teniéndolo un aproximado de S/ 0.22 por metro cúbico. Actualmente el precio exacto de venta a la prestadora, según el área de comunicaciones de la institución, asciende a S/ 0.25935 por metro cúbico (costo por suministro de agua tratada y valor unitario de la TUIHMA (tarifa por la utilización de infraestructura hidráulica mayor)). 

En cuanto a los precios de venta de agua potable por parte de Sedalib a los usuarios de Trujillo, está definido y normado en el Reglamento General de Regulación Tarifaria de la Superintendencia Nacional de Servicios de Saneamiento (Sunass), bajo criterios técnicos de la empresa prestadora. Esta se establece para cinco categorías: social, doméstico, estatal, comercial e industrial y además dependiendo de los rangos que el usuario consuma por mes. Sedalib sí realizó reajustes tarifarios en el 2016 y 2018. El último reajuste de estas se realizó este año en los meses de mayo a julio y entrará en vigencia en octubre, bajo resolución gerencial N.° 267-2022-Sedalib

Fuente: Estructura tarifaria de los servicios de saneamiento de Sedalib.

Los principios y criterios para la regulación tarifaria se basan en la eficiencia económica, la viabilidad financiera (que busca recuperar los costos para el funcionamiento eficiente), la equidad social (para que llegue al mayor número de pobladores), la simplicidad (para el fácil entendimiento de la población), la transparencia (de conocimiento público) y la no discriminación. Asimismo, las características de cada sistema, de la localidad, la capacidad de pago de los usuarios y otros que disponga el reglamento.

Sin embargo, para el economista Francisco Huerta Benites, director del Instituto de Economía y Empresa, existe una enorme diferencia en la venta del agua. “Solo para el rubro doméstico la venta es hasta por 25 veces más, incluso es más elevado para comercial o industrial; incluso para el costo social es 10 veces más de lo que cuesta. No hay negocio en el mundo que pueda hacer esto, para que le de tanto margen. Esto le permite sobrevivir y ocultar sus ineficiencias, si estuviera sujeta a reglas de mercado normales, esta caería. Hay indicadores, que incluso en ese entorno extremadamente favorable, de cada 100 soles de ingresos, 61 van para gastos administrativos y solo 39 para para ejecución, cuando debería ser al menos 70. La población, con sus impuestos, ha hecho que Chavimochic tenga agua, por lo que debería vender el agua a un precio justo”, aclaró.

Sobre Sunass, indicó que debería mejorar sus evaluaciones. “Entiendo que no puede decirle a la empresa prestadora que hace mal su trabajo, porque sino sería cuestionarse a sí mismo, ya que ellos deben hacerle el seguimiento. Por ello entregan premios, ya que si simulan que una EP está muy bien, su trabajo como empresa reguladora también lo estará”, añadió.  

Lideran la institución

Para entender el manejo administrativo de Sedalib, es importante conocer quiénes lideran esta empresa. En la cabeza de esta institución: la gerencia general actualmente la preside el Ing. Roger Rodríguez Rojas, quien lleva más de 35 años en la empresa, pero en el cargo actual dos meses. Anterior a él, en marzo del 2021, el Ing. Fredy Rodríguez Vega asumió la gerencia; previamente, a partir de enero del 2019, el Ing. Eloy Díaz Ríos presidió la institución. 

En cuanto a la gerencia de Administración y Finanzas, la preside actualmente el Cpc. Jorge Salazar Ponce, quien lleva en el cargo aproximadamente más de dos años. Anterior a él estuvo Estuardo Reátegui Vela por un periodo aproximado de dos años, quien es actualmente presidente de la Beneficencia Pública de Trujillo.

Estados financieros

Para comprender la situación actual de Sedalib, buscamos sus estados financieros. Los mismos que presenta Sunass, así, según esta entidad reguladora, del 2014 al 2019, Sedalib presentó un alza constante en sus ingresos, pasando de S/ 98 millones a S/ 133. Señalando que solo en dos oportunidades presentó una baja, como en el 2020 del 14 % con respecto al año anterior, como consecuencia de la pandemia de la covid-19 y en el 2017 del 4 % a consecuencia de los huaicos por el fenómeno de El Niño costero; sin embargo, esto no habría tenido impacto desfavorable. Siendo el servicio de agua potable una de las principales fuentes de ingresos de la prestadora. 

En su más reciente informe de Benchmarking-regulatorio de las EPS que establece datos del 2017-2022, -tal como refirió Huerta líneas atrás- Sunass coloca a Sedalib como la segunda empresa prestadora más eficiente del país en el grupo de Empresas Prestadoras Grande 1 (que administran entre 100 mil a 1 millón de conexiones). Asegurando, que la empresa tiene indicadores al 100 % en Sostenibilidad Financiera y Gobernabilidad y Gobernanza. 

Fuente: Benchmarking-regulatorio de las EPS 2022 – Sunass.

Análisis

¿Pero todo va tan de maravilla en el trabajo de Sedalib? No. NoticiasTrujillo pidió al economista liberteño, Francisco Huerta, que revise y haga un análisis de la situación de la empresa local. “La situación financiera de una empresa se ve en el balance, es decir, la situación económica y financiera en un tiempo determinado. En el caso de Sedalib hay algo sui géneris, su economía se sostiene en el precio que compra a Chavimochic y el precio que vende al público, lo que puede arrojar utilidad, pero si no, le iría mal. Esto prácticamente es un subsidio por parte de la población a través de Chavimochic. Sin embargo, sus gastos administrativos y operativos son superiores a las de inversión”, indicó. 

Otro de los indicadores que señala, es el agua no facturada, que está en 48 %, es decir casi la mitad del agua que compra, no factura. “Así también, la continuidad promedio del agua demuestra su ineficiencia: Trujillo tiene 19 horas, El Porvenir 4 horas, La Esperanza 3 horas y son zonas con alta población no atendida. Las brechas de acceso,  continuidad y facturación, con esos precios de venta, deberían ser menores. Los números están allí, auditados, reales, pero no dicen toda la realidad de la empresa, son engañosos. Lo que necesita es un shock de inversiones”.

En resumen, los datos mencionados sobre el precio venta de agua por parte de Sedalib supera en 30 veces al precio de compra a Chavimochic, solo a nivel doméstico (en otras tarifas es superior). Con referencia a su estado financiero de la empresa prestadora del servicio, las cifras son reales y se encuentran en verde, sin embargo, si el precio de venta se sincerara, el escenario para el EP, sería distinto. Además, porque no cumple su misión de cerrar brechas, estando muy por encima del promedio nacional. 

Por NTrujillo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.