El coronavirus ingresó al Albergue Municipal de Trujillo «Sembrando Esperanza», creado para brindar atención a personas en estado de abandono durante la emergencia sanitaria decretada a causa de la pandemia.

5 niños que residían de manera temporal en este local edil, ubicado en el Complejo Deportivo Chan Chan, dieron positivo a la prueba rápida de Covid-19 que se les practicó el pasado 11 de junio, así lo confirmó Cintia Contreras, directora ejecutiva del recinto.

«El pasado 28 de mayo, se detectó el caso positivo de una niña de 2 años. A ella la trasladamos a un albergue para pacientes COVID-19, luego de quince días se realizaron otras evaluaciones de rutina y 5 niñas más dieron positivo a COVID-19, posiblemente se contagiaron jugando con la primera o tal vez recién se manifiesta el virus, puesto que algunos estaban viviendo en la calle», indicó contreras.

Acciones

La funcionaria señaló que conocida esta situación, y para seguir con los respectivos protocolos sanitarios, a las menores, junto a sus familias se los trasladó a un hotel de la calla Amazonas, en la Urbanización el Molino, para que cumplan con la cuarentena de 15 días. En total tuvieron que dejar de manera temporal el albergue 11 personas, 5 niños infectados y 6 familiares, quienes pasaron a ser casos sospechosos.

«No solo hemos aislado a estos niños, sino también como es nuestra responsabilidad ya se solicitó apoyo al MINSA y a la Subgerencia de Salud para que se encarguen del monitoreo y control permanente de nuestros albergados», señaló la funcionaria.

Finalmente, la directora del Albergue Municipal de Trujillo, descartó la posibilidad de algún tipo de negligencia por parte de su gestión o de su personal edil, pues señaló que siempre han cumplido con los protocolos sanitarios dispuestos por el MINSA, para la protección de su población vulnerable.