Al término de la cuarentena, la delincuencia ha regresado con fuerza para afectar a todo aquel que se propone salir adelante por sus propios medios y esfuerzo.

En el distrito del Porvenir, una emprendedora ha venido recibiendo por más de un mes llamadas y mensajes que la amenazan de muerte. Sin embargo, los malhechores no solo se han valido de ello para alimentar el terror en la mujer, sino que lanzaron una bomba molotov a la vivienda de ella. Este es otro de varios casos de ciudadanos trujillanos que están siendo intimidados por delincuentes.

La familia de la dueña del inmueble de iniciales M. R. A. (36 años) está mucho más afectada luego de que los individuos llegaran en una motocicleta y lanzaran el explosivo al segundo piso de la construcción. Luego de que huyeran a toda velocidad, una de las hijas de la víctima llamó a su madre para ponerla al tanto del lamentable suceso.

“Una me mis hijas me llamo al celular para avisar que habían atentado contra la casa con una bomba. Regrese de inmediato y me encontré con todos los daños”, describió. La bodeguera agregó que los hampones esperaron que salga al mercado para que consumaran su fechoría.

La bomba reventó los vidrios de la ventana del segundo piso de la casa ubicada en la manzana Ñ2, lote 15, del barrio 6A, del centro poblado Alto Trujillo, distrito de El Porvenir.
Además, el fuego consumió todos los muebles de dos dormitorios, se calcula que los daños materiales ocasionados dejaron una pérdida de más de 10 mil soles.

Por todo lo que ocurrido, la señora afirma que se dirigió a la delegación del Departamento de Investigación Criminal. Allí declaró que los maleantes no le pedían dinero, a eso la autoridad le dijo que solo son amenazas. Por ello, debía sacar sus garantías personales en la Gobernación del distrito.