Durante el primer día de desconfinamiento, miles de ambulantes tomaron las calles de la ciudad de Trujillo; especialmente en la cuadra 19 de la avenida España, la calle Zela y los alrededores del mercado Palermo, ex-Mayorista.

Los comerciantes informales tomaron las veredas para ofrecer diferentes productos como prendas de vestir, juguetes, material de limpieza, entre otros.

Asimismo, se pudo observar que no respetan el distanciamiento social necesario para evitar el contagio del coronavirus.

En el centro de Trujillo, casi un 80 % de negocios continúan con las puertas cerradas, por lo que la aglomeración de gente fue reducida. Tampoco hubo congestión de vehículos.

Por otro lado, la policía ha dispuesto un plan operativo para que se cumpla el toque de queda establecido desde las 10 de la noche hasta las 4 de la mañana.

Hasta la fecha, La Libertad registra 13 533 casos con COVID-19 y 1 390 personas fallecidas.